Trump lanzando rollos de papel como si fuera jugando basketball

October 4, 2017

 

Imágenes: Imágen digital. Colored Tp.  thisiswhyimbroke

Unos pensaban que George Bush hijo no podría repetir para un segundo mandato, todavía muchos hablan de que fue posible gracias a un fraude contra Al Gore, y por ello se tomó bastante tiempo para declararlo ganador. Otros pensaban que estábamos muy lejos de ver a un hombre de color negro dirigir al país más poderoso del planeta. Barack Obama se convirtió en uno de los hombres más importantes en este aún joven siglo XXI y gobernó a su nación por 8 años. Algunos rechazaban que el Tío Sam estuviera preparado para ser gobernado por una mujer, pero por poco Hillary Clinton rompe con ese paradigma, y se dice que no alcanzó la presidencia,  no debido a que le faltó la cantidad de votos suficientes, sino porque se dice que los rusos estuvieron de por medio en el triunfo de Donald Trump.

Tampoco estaba el pueblo estadounidense (tal vez ni siquiera sus seguidores) preparado para que Donald Trump llegara a la casa Blanca. Hemos visto a Trump meter la pata, dar boches,   burlarse, hacer sátira y chistes de mal gusto, también, humillar a una mujer, denigrar a los latinos y hasta pelearse con   miembros de su propio partido. Todo ello lleva a muchos a preguntarse: ¿de verdad alcanzó Trump la presidencia de los Estados Unidos de América?

Sí, Donald Trump es el presidente de EU y una tragedia les permitió a los puertorriqueños ver de cerca al hombre que también es su mandatario. Lo vieron aterrizar en la isla y sentir que lo que vio no le preocupó lo suficiente como para llevarse las manos a la cabeza y decir por lo menos: “Oh, my God!” Ya allí, Donald Trump hizo lo que un 99% de los presidentes que han gobernado a Estados Unidos no habrían hecho: lanzar rollos de papel a una multitud, como si estuviera tratando de meter una bola de basketball en el canasto.

Ese es Donald Trump, un presidente muy especial, al cual parecería que nada lo mata o impacienta. Su actitud demuestra que lo provocado por un desastre natural no le preocupa, a menos que él no sienta y vea que los daños superan a los provocados por el huracán Katrina, que sí ocurrió en su patria: en Estados Unidos de Norteamérica.

 

ENVÍANOS TUS PREGUNTAS O DUDAS