¿Qué merece, Luis Toledo, cadena perpetua o pena de muerte?

October 30, 2017

 

Imagen Digital: Inmate claims Luis Toledo confessed to killing Deltona family …Daytona Beach News-Journal Online

La sociedad de Estados Unidos de América está acostumbrada a todos tipos de crímenes de sangre y a los más horribles asesinatos, sobre todo de familia, donde las víctimas son esposas, esposos, hijos, madres, padres, y a veces ocurren donde una familia completa es eliminada por uno de sus integrantes, el cual generalmente se suicida.

En el año 2013, en Deltona, condado de Volusia, Florida, Luis Toledo asesinó a su esposa Yessenia Suárez de 28 años y a los dos hijos de esta, Thalía y Michael, de 8 y 9 años respectivamente. De ser culpable, la fiscalía tenía la intención de pedir la pena máxima para Toledo: la pena de muerte.

El criminal fue un prominente miembro de la pandilla denominada Latin Kings (Reyes Latinos), grupos que no son formados precisamente para rezar en una iglesia, sino que ejercen la violencia de diferentes formas. Días antes del hecho, el hombre había abofeteado a su esposa en su lugar de trabajo porque sospechaba que ella le era infiel. El estado de sospecha lo llevó a colocar un sistema de rastreo en el teléfono de Yessenia, lo cual le hizo confirmar que ella le era infiel con un compañero de labores. El infierno en el hogar de la familia estalló el 23 de octubre después de la 1:00 a.m. El demonio se apoderó del esposo y durante una discusión golpeo contundentemente a la mujer. Luego asesino a los dos pequeños.

Para llevar más dolor a los familiares de las víctimas, los cuerpos no han sido encontrado. Luis Toledo acaba de ser declarado culpable. El cobarde asesino ha intentado suicidarse en dos ocasiones, primero golpeando su cabeza y luego utilizando un cristal.

Quitarle la vida a una persona, no importa las circunstancias, siempre será el mayor pecado. Un hombre celoso y enfurecido es capaz de cualquier cosa (igual una mujer, pero es menos frecuente), y si Luis Toledo descubrió que su esposa le era infiel, no debió asesinarla, pero mucho menos debió quitarles la vida a los dos niños, que en nada tuvieron que ver con la aventura amorosa de su compañera. Si nos preguntaran que merece este despiadado asesino, sin duda que responderíamos: la pena de muerte.

 

 

 

 

 

ENVÍANOS TUS PREGUNTAS O DUDAS